Enfermeros en Carabobo piden detener jubilaciones "irregulares" que aumenta déficit de personal en centros de salud - LaPatilla.com

Enfermeros en Carabobo piden detener jubilaciones “irregulares” que aumenta déficit de personal en centros de salud

 

Enfermeros protestaron este martes 28 de marzo en las inmediaciones del Instituto Carabobeño para la Salud (Insalud), ente adscrito a la Gobernación, para rechazar el proceso de jubilaciones, que aseguran es irregular, iniciado por las autoridades del Ministerio del Poder Popular para la Salud. En estos trámites resultan afectados más de 100 profesionales de la enfermería.





Por Corresponsalía

Carmen Álvarez, miembro directivo del Colegio de Enfermería en Carabobo, pidió detener las jubilaciones hasta que la administración de Nicolás Maduro otorgue un aumento salarial que les permita cubrir la canasta básica alimentaria, tal como lo establece el artículo 91 de la Constitución.

Además, denunció que pretenden jubilar a personal que tiene más de 25 años de servicio, sin que hayan tenido la posibilidad de disfrutar de los beneficios de los ascensos correspondiente a sus años laborando.

“Rechazamos que se den los procesos antes de que se dé el ajuste salarial, porque sino los pocos jubilados que todavía hay, que están enfermos, no van a llegar a culminar este año porque se van a morir de enfermedad y de hambre. Todos los que están en esa lista, que tienen entre 25 y hasta 40 años de servicio y entraron como enfermero uno, dos, o sea, como técnico o licenciado, que hoy nos agrupan en una tabla de P1, P2 y P3, no recibieron sus ascensos correspondientes a las fechas que correspondían y van a salir todos en la misma tabla y con el mismo sueldo, eso no es justicia social”, manifestó.

Por su parte, Julio García, presidente del Colegio de Enfermería en Carabobo, indicó que en el proceso de jubilaciones se está excluyendo el bono nocturno y otros beneficios establecidos en la contratación colectiva.

Afirmó que les niegan el derecho a la revisión de los cálculos laborales, lo que puede incidir en el monto de liquidación y prestaciones sociales.

Explicaron que otra de las consecuencias de llevar a cabo este proceso de jubilaciones es que se incrementará el ya existente déficit de personal de enfermería en los centros de salud de la red pública.

Carmen Yelitza Torrealba es una de las enfermeras activas que recibió la notificación de jubilación la semana pasada.

Manifestó preocupación porque la falta de personal se traduciría en una desmejora en la atención a los pacientes que acuden a la Ciudad Hospitalaria Dr. Enrique Tejera (Chet de Valencia).

“El servicio queda prácticamente sin un personal capacitado para atender a los pacientes renales, a mí eso me preocupa. Son pacientes que necesitan atención, mínimo debería existir un personal por cada dos pacientes y existe un déficit de personal.

Se atienden 10 pacientes diarios por turno. Aparte de eso, hay pacientes en malas condiciones en UCI, pacientes que ameritan atención, también van de otros centros hospitalarios a colocarse catéter y ese es otro trabajo extra”, explicó.

Por su parte, Héctor Soto, en representación del grupo de enfermeros jubilados, denunció que el personal labora en precarias condiciones y el sueldo no les alcanza para vivir con dignidad.

“¿Cuál es la situación? De miseria. Se nos están muriendo las pocas enfermeras que quedan, ya no hay personal de salud en nuestros centros asistenciales. No hay equipamientos, el sector salud está en el suelo. Yo soy especialista en terapia intensiva, de las cuales la ventilación mecánica, que es un apoyo de soporte ventilatorio. Lamentablemente los pacientes se siguen muriendo por la falta de un ventilador mecánico en nuestras instituciones de salud”, expresó.

Una comisión del Colegio de Enfermería consignó el documento en Insalud.

Rechazaron que durante la protesta pacífica hayan desplegado gran cantidad de funcionarios de la Policía de Carabobo.