Devaluación del peso colombiano frente al dólar dispara inflación en Táchira

Devaluación del peso frente al dólar en Colombia dispara inflación en Táchira

 

 

 

La canasta alimentaria en el estado Táchira es cada vez menos asequible para los ciudadanos, debido a que sufren una doble devaluación e inflación por ser un territorio fronterizo, donde el 90 % de los establecimientos utilizan el peso colombiano como moneda principal.

Anggy Polanco // Corresponsalía lapatilla.com

Es importante señalar que la economía de Colombia impacta de manera directa en los estados fronterizos de Venezuela. Es por ello que el aumento del precio del dólar frente a la moneda colombiana ha generado un desequilibrio importante en la economía tachirense.

En Colombia, por primera vez, la semana pasada el dólar alcanzó un precio de 4.500 pesos, lo que originó que en la entidad andina, donde más del 60% de los víveres son importados desde el país vecino, se incrementaran los precios de los principales productos alimenticios cotizados en pesos colombianos.

Para el sector panadero de la región, que depende de las materias primas traídas desde Colombia, la devaluación de la moneda colombiana ha significado pérdidas, puesto que los insumos como harina, azúcar y mantequilla han subido de precio de manera súbita. Así lo expuso Yelitza Castañeda, propietaria de una panificadora en el municipio Andrés Bello.

Relató que es por ello que el precio del pan se ha incrementado en los últimos días, pero ellos todos los días no pueden aumentar los precios de los productos para nivelarlos al dólar.

Si el dólar sube o baja, sigue lo mismo, los precios siguen quedando arriba, porque no hay ningún tipo de control”, expuso la comerciante.

Alexis Guerrero, habitante de la región, narró que los precios de los alimentos los ha impactado mucho pese a que el precio del dólar en Colombia disminuyó. “El tachirense tiene que hacer de tripas corazón para llevar a casa sus alimentos”, dijo Guerrero.

Algunos comerciantes han tenido que actualizar precios hasta dos veces al día, siendo calificado como un segundo capítulo de terror que se pensó ya había sido superado por los venezolanos.

Adicional a ello, Alberto Maldonado, presidente de la Federación de Trabajadores de la Construcción (Fetratáchira), se refirió al aumento de los precios de los alimentos de producción nacional en dólares, pues indicó que un litro de aceite que se supone es producido en Venezuela, cuesta en Táchira 5 dólares y un kilo de harina de maíz 1.5 dólares.

El dirigente gremial instó a las autoridades a activar el mecanismo de protección al consumidor ante esta situación.