Orgasmo combinado: qué es y con qué posturas alcanzarlo

(foto Pixabay)

 

Llegar al orgasmo es algo satisfactorio y placentero, de eso no hay ninguna duda, pero ¿has oído hablar del orgasmo combinado? Se trata de una ‘vuelta de tuerca’ al placer del que no se sabe demasiado pero que puede hacer que se llegue al clímax por partida doble. En las relaciones sexuales, existen multitud de maneras de alcanzar la satisfacción y esta es una buena opción.

Por vozpopuli.com

El orgasmo combinado es un orgasmo que se lleva a cabo estimulando más de una zona erógena al mismo tiempo. Ana Lombardía, terapeuta sexual y experta en bienestar y salud sexual de la marca de vibradores We-Vibe nos explica que “es el resultado de dos estimulaciones simultáneas. Se trata de la estimulación del punto G y de la zona externa del clítoris, pero hay muchas otras zonas erógenas”.

Para la experta, “algunas personas serán más sensibles en la zona del pecho o en la zona anal, por ejemplo. Para probar la experiencia del orgasmo mixto, es importante conocer o aprender sobre tu cuerpo, tus zonas erógenas y los lugares donde te gusta que te estimulen”.

Además, añade: “Recuerda que el orgasmo, combinado o no, no es un fin en sí mismo. ¡Lo importante es divertirse!”. Los primeros en describir el orgasmo combinado (o en darle ese nombre, al menos) fueron Whipple y Perry, en el año 1982.

¿Cuántos tipos de orgasmo hay?

El orgasmo es el clímax de una relación sexual en el que se libera placer y tensión que se ha ido acumulando durante la fase de excitación. Suele llevar consigo algunos espasmos musculares y en el caso de los hombres, la liberación del esperma al eyacular. Muchas personas desconocen que hay muchos tipos de orgasmo y únicamente piensan que en el caso de las mujeres existen dos, el clitoriano y el del punto G.

Pero hay muchos más, desde los sensoriales, anales, con un beso o incluso mentales. ¿Has oído hablar del punto A? Está situado hacia el final del canal vaginal, cerca de la entrada del útero. Es decir, en la pared vaginal frontal hacia el área del ombligo. La presión adecuada sobre la zona es similar a la estimulación indirecta del punto G.

Además, existe el punto C, que está en el cuello uterino e involucra terminaciones nerviosas ubicadas allí y alrededor del útero. Hay mujeres a las que les duele la penetración cuando toca esta zona, pero cuando no es así, puede ser uno de los mejores orgasmos a tener.

Se pueden producir orgasmos mientras se está haciendo ejercicio. Sí, como lo lees. Al levantar pesas o incluso haciendo ejercicio cardiovascular, se puede producir un orgasmo (se conocen como coreorgasmos). Al practicar ejercicio se puede estimular alguna zona genital y provocar un aumento del flujo sanguíneo a esa zona del cuerpo.

También hay personas que experimentan el clímax durante las horas de sueño y no se sabe si son debidos a sueños de carácter sexual o a una posible estimulación con objetos como las sábanas o una almohada en la fase en la que estamos durmiendo.

Claves del orgasmo combinado

El conocido como orgasmo combinado une la estimulación de dos grandes puntos sensoriales y en los que la mayoría centra la excitación e incluso los preliminares. Se trata del clítoris y el punto G y se habla de que puede llegar a ser hasta dos veces más intenso que uno ‘normal’. Eso sí, para conseguirlo hace falta conocer muy bien el propio cuerpo y también el de la otra persona si quieres ponerlo en práctica en pareja. A esto hay que añadir tiempo y paciencia y tomarse las cosas con tranquilidad. No lo conseguirás a la primera y lo mejor es disfrutar del camino y de lo que pueda ir surgiendo y lo que vayas descubriendo mientras practicas.

Una de las formas más fáciles de alcanzarlo es usando juguetes sexuales y ayudándote también de algún gel lubricante para facilitar la ‘tarea’. De hecho, el vibrador que tiene forma de conejito -ya que con él se puede estimular clítoris y punto G al mismo tiempo- es uno de los mejores inventos para este objetivo. Desde su creación en 1983 y su popularización gracias al personaje de Samantha en la serie ‘Sexo en Nueva York’, este tipo de vibrador es uno de los más deseados ya que potencia el placer en los juegos preliminares o durante la masturbación.

Posturas para llegar al orgasmo combinado

Ya sea sin la ayuda de un juguete o con ella, hay que encontrar cuál es el ritmo deseado e ir alternando la presión que se aplica al clítoris y al Punto G, y experimentar con ángulos e intensidades ligeramente distintas. Normalmente, se aplica estimulación externa mientras se va accediendo al punto G y la intensidad va creciendo según va aumentando también la excitación para prolongar al máximo el placer. Cuando más se retrase, más intenso será.

??El triple de placer (persona con vulva y persona con pene). Súbete encima de tu pareja en una posición cómoda para el sexo anal. Introduce el vibrador en el canal vaginal y ajusta el brazo corto para estimular el clítoris. Puedes dejar que tu pareja tenga el control durante el sexo anal o controlarlo tú misma. Perfecto para disfrutar de la triple estimulación con tu pareja.

Placer compartido (persona con vulva y persona con pene o dos personas con vulva). Cuando estéis en pareja, que uno de vosotros introduzca el brazo largo para la estimulación vaginal. El brazo más corto se apoyará en la vulva mientras el otro se sube encima para que ambos puedan compartir la estimulación por vibración del brazo corto.

La O asistida (persona con vulva y persona con pene, o dos personas con vulva). Túmbate de lado en una posición cómoda, separa las piernas, apoya una pierna en el hombro de tu pareja o haz que la sostenga con su brazo. Con las piernas abiertas, tu pareja puede utilizar el vibrador doble para ayudarte a alcanzar el máximo placer. Para mayor comodidad, coloca almohadas debajo de las caderas.